El nombre de bacteria proviene del griego “bastón”, por su forma alargada, siendo este un microorganismo que no contiene estructura central, es incolora, de aspecto gelatinoso y es tan pequeño que es imposible verlo a simple vista.

La bacteria E. Coli aporta beneficios a nuestra salud

Este microorganismo puede vivir en cualquier hábitat y coexiste muy bien con sus compañeros, encuentra el ambiente ideal para su crecimiento como nutriente, humedad y temperatura a cambio de ciertas ganancias a su hospedador.

Las bacterias son de gran beneficio para el ser humano, animales y la naturaleza y estas se clasifican según su forma y función.

El tema en desarrollo será sobre la bacteria Escherichia Coli también llamada Enterobacteria, descubierta por el pediatra y profesor alemán Theodore von Escherich. Esta bacteria pertenece a la familia de los bacilos, su hábitat natural es el intestino grueso de las personas y animales que sostienen su temperatura corporal a un nivel aproximadamente constante.

Inclusive, para la primera hora de nuestra vida ya se encuentra el germen en el intestino y en su mayoría de veces apartando cuerpos peligrosos para el organismo.

¿Qué beneficios tiene esta bacteria?

Uno de los primeros éxitos que se le conceden a la bacteria es la elaboración de insulina humana, es el principal componente de la flora intestinal, su presencia es indispensable para el correcto movimiento del proceso digestivo y favorece la absorción de la vitamina B y k. E. coli ha sido usada en la producción de antibióticos, vacunas y muchos otros tratamientos.

Continuando con la idea del párrafo anterior, la bacteria ya mencionada está siendo utilizada para la elaboración de fármacos y académicos en el área se encuentran trabajando sobre la bacteria para combatir células cancerosas.

Este microorganismo también produce la lactasa, que ayuda con la tolerancia a los productos lácteos.

No todas estas bacterias son beneficiosas para el cuerpo humano

Sin embargo, a los beneficios que se han mencionado, algunos tipos de E. coli son más conocidos por causar enfermedades, en algunos casos graves. Las infecciones gastrointestinales y sistemas como el urinario, circulatorio y nervioso son las más frecuentes.

Estos microorganismo son muy simples, su capacidad para cambiar es muy rápida, por lo que facilita su duplicidad. Esta reproducción la hacen cada 20 minutos, en un ambiente ideal y sin limitaciones, lo que traduce que en pocos días se tienen cientos de esta bacteria.

Las cepas vienen con nuevos cambios, nuevas características, contienen mayor fuerza, mayor aguante al frio o calor, conformidad y rápida adaptación al medio que lo rodea. Este bacilo se ha hecho resistente a ciertos antibióticos y habilidad para producir toxinas.

En síntesis del E. coli cada día nacen nuevas de esta generación

Las más comunes de estos microorganismos son las llamadas enteropatógenas o las enteroinvasivas y conociendo como la más peligrosa E. coli son las enterohemorrágicas, por provocar diarreas sanguinolentas y complejas para su tratamiento.

Este conjunto de bacterias son muy violentas por ser capaz de perforar el intestino y entrar al torrente sanguíneo causando daño a los riñones y en consecuencia un deterioro renal.